sábado, 8 de noviembre de 2008

Florida, Puerto Rico: Una breve síntesis de su historia.

La historia del municipio de Florida se remonta al año 1881, cuando el padre Carrión, el alcalde de Barceloneta y otros dignatarios municipales llegaron a un prado de cuatro cuerdas. Allí se decidió que se fundaría un nuevo barrio del pueblo de Barceloneta. Fue en ese momento que don Manuel Cintrón con la condición de quedarse con un solar donó los terrenos para fundar el asentamiento que se conoció como "Florida Adentro".

No fue hasta el 14 de abril de 1949, que se inició el primer esfuerzo oficial para convertir a Florida en un municipio independiente. El proyecto fue presentado por el representante de la Cámara Francisco Díaz Marchand. En dicho proyecto. Díaz Marchand dispuso la creación de una comisión legislativa autorizada para realizar un estudio de las condiciones económicas y sociales del barrio de Florida, con el fin de determinar la viabilidad de separarlo de Barceloneta.

El proyecto no prosperó pero en 1960. Manuel Frías Morales redactó la Ley #50 de 1960. Así se permitió que la Junta de Planificación contratara los servicios de la agencia Collet & Clap para realizar los estudios de viabilidad para la fundación del municipio. Los resultados fueron adversos. Después de ser anexado de dos pueblos: Manatí y Barceloneta en 1971 el Lic. Juan Cancel Ríos tuvo el comienzo del proyecto de proclamar a Florida un municipio propio, el gobernador Don Luis A. Ferré le concede la propuesta. El proyecto #80 del Senado se convirtió en la Ley #30 del 14 de junio de 1971, creando así el municipio Florida. Florida es el municipio más joven de la Isla, pero no el más pequeño.

Florida limita al norte con Barceloneta, al oeste con Arecibo, al sur con Ciales y al este con Manatí. El municipio pertenece a los llanos costaneros del norte y está rodeado de cerros calizos o mogotes que le protegen durante los huracanes. Uno de los cerros más altos es el cerro Selgas, del cual puede observarse todo el pueblo de Florida. Su topografía tiene un toque particular gracias a sus mogotes y cuevas, propios del carso norteño. Una de sus cuevas más conocidas en la cueva Román. Esta tiene tres cavernas en su interior y por dos de ellas pasa una corriente de agua. Otras cuevas son: Cueva Miró y Cueva Juana Gómez.

Por último, no podemos olvidar que a nuestro querido pueblo Florida lo conocemos también como: el “Pueblo de la Piña Cayena lisa”, la “Tierra de los Mogotes”, y la “Tierra del Río Encantado”. Y sus ciudadanos somos florideños con orgullo y de todo corazón.

1 comentario:

Luisito dijo...

En mi encontrara un aliado incondicional. Trabajemos por nuestro Puerto Rico.